domingo, 21 de enero de 2018

Ciudad de México. Día 17 "En el cerro del Tepeyac"

hola amigos que tal, en este post me declaro ferviente Guadalupano, si bien no soy un ferviente católico, si me considero un devoto de la virgen de Guadalupe. En México existe un dicho que dice; "hasta los ateos son Guadalupanos", y es que algo tiene la imagen de la virgen que hasta los ateos la adoran. Siempre en mis viajes a la ciudad de México visito a la madre de la Patria, en lo personal, estar en la Basílica y ver su imagen, me reconforta y me da paz, siento mucha tranquilidad y protección, por eso para mi es una visita obligada ir al santuario guadalupano.

Mucha gente viaja hasta la Basílica para vivir esa experiencia espiritual, pero el Tepeyac, ademas de ser un lugar sagrado, también es un lugar turístico, con jardines y templos hermosos dignos de admirarse cuando estén por ciudad de México.